¡Trabajamos en toda España! | +34 91 879 55 28 | consultas@dmol.es

+34 91 879 55 28 | consultas@dmol.es

Uralita: Qué es, peligros y retirada

La presencia de uralita con amianto en edificaciones y estructuras está siendo motivo de gran preocupación estos últimos años. En este artículo conocerás a fondo el proceso de retirada de la uralita en España, su historia, regulaciones o hasta las alternativas de sustitución disponibles actualmente.
Uralita
Tabla de contenidos

¿Qué es la uralita?

La uralita es un material que dominó la escena de la construcción en España durante más de seis décadas. Compuesta principalmente de cemento y fibras de amianto, su nombre proviene de la empresa española Uralita S.A., la cual fue una pionera en su fabricación a principios del siglo XX. Frecuentemente se presenta en forma de láminas onduladas de color grisáceo, aunque también se pueden encontrar en otros colores y formas, como planchas lisas, aunque estas son menos comunes. Generalmente, cuando hablamos de la uralita, nos referimos a las placas onduladas que se utilizan en los techos de los edificios. Esta es su ubicación principal. No obstante, también tiene otros usos dentro de las edificaciones.

La razón detrás de su amplia presencia en España se debe a varios factores. En primer lugar, la uralita era una opción popular en la construcción desde los años 60. El motivo principal fue su bajo coste de producción, durabilidad y resistencia a la humedad y al fuego. Además, su versatilidad la hizo ideal para una variedad de aplicaciones, desde techos y revestimientos hasta tuberías de agua y canalizaciones.

Sin embargo, a pesar de sus ventajas en términos de rendimiento y precio, la uralita también presenta riesgos significativos para la salud y el medio ambiente. Estos inconvenientes se da por culpa de la presencia de fibras de amianto en su composición, un mineral conocido por sus efectos nocivos para la salud. Con el paso del tiempo, y especialmente cuando la uralita se daña o manipula, estas fibras pueden liberarse al aire en forma de partículas microscópicas. La inhalación de estas partículas representa un riesgo importante para la salud de quienes están en las cercanías. Estas fibras pueden penetrar profundamente en los pulmones y causar graves problemas respiratorios y enfermedades pulmonares.

Conoce que es la uralita

En la actualidad, quitar la uralita que contiene amianto de cualquier edificio es un tema de gran importancia debido a los riesgos asociados con la exposición a estas fibras. En dMol creemos que es crucial abordar adecuadamente esta eliminación para proteger la salud pública y el medio ambiente. Por eso nos dedicamos a ello. Si buscas una empresa de retirada de uralita en Madrid contáctanos y conoce lo que te costaría quitar el amianto de tu casa. En los próximos apartados, exploraremos más a fondo, que es este material, donde se encuentra dentro de las edificaciones, los peligros asociados con la uralita y los procesos legales para una retirada segura.

¿De que esta hecha la uralita?

La composición de la uralita es una parte fundamental para comprender sus características y riesgos asociados. Como mencionamos anteriormente, la uralita está principalmente compuesta por cemento y fibras de amianto. Sin embargo, es importante profundizar en estos componentes y su proceso de fabricación para comprender mejor este material.

El principal producto que lleva la uralita es el cemento. Este cemento se hace mezclando cemento Portland, agua y agregados, como arena y grava. Para mejorar el rendimiento se decidió mezclar con fibras de amianto y prensar en moldes. Es verdad que lo convertía en un mejor material en cuanto a propiedades pero no se tuvo en cuenta sus problemas a futuro. Para finalizar el proceso se cura la uralita en condiciones controladas de temperatura y humedad para que adquiera resistencia y durabilidad.

A pesar de los riesgos asociados con el amianto, es importante destacar que no todos los tipos de uralita contiene este material. Con el avance de la conciencia sobre los peligros del amianto, se han desarrollado alternativas más seguras para la fabricación de materiales de construcción, como la fibra de vidrio y otros materiales sintéticos, conocidos como uralita sin amianto. Si continuas leyendo, más adelante te explicaremos que alternativas existen actualmente a la uralita con amianto.

Otros nombres que recibe la uralita

En España, la asociación entre la uralita y los tejados ondulados es tan arraigada que el término «uralita» se ha convertido en sinónimo de este tipo de cubiertas. Esta relación se debe a que la empresa Uralita S.A. fue pionera en la fabricación de estos materiales, lo que llevó a la popularización del término.

Además del nombre «uralita», en España también se le suele llamar «amianto«. Este nombre hace referencia al mineral de amianto que se mezcla con el cemento para crear la uralita. Son precisamente estas fibras de amianto las que representan un riesgo para la salud en el futuro. Sin embargo, en España también recibe otro nombre y este es el término «fibrocemento«. También es comúnmente utilizado aunque es más popular el de uralita o amianto.

También puede llamarse amianto, fibrocemento o asbesto

A nivel internacional, el término más utilizado para referirse al amianto es «asbesto«, que proviene del griego y significa «indestructible». Este nombre es el más común en el mundo y se utiliza en países de habla inglesa y en otros lugares donde se han adoptado términos internacionales. En algunos países de habla hispana, como Chile y Colombia, también se utiliza el término «asbesto» para referirse a este material.

En resumen, tanto «amianto», «uralita», «asbesto» y «fibrocemento» se pueden referir al mismo material de construcción, con variaciones en los nombres dependiendo del contexto cultural y geográfico.

Diferencia entre la uralita y el amianto

Como hemos explicado anteriormente, técnicamente el amianto es el mineral utilizado en la fabricación de la uralita, que son las placas onduladas utilizadas comúnmente como cubiertas. Sin embargo, en España, estos términos están tan estrechamente relacionados que a menudo se utilizan indistintamente.

Cuando nos referimos a la uralita o al amianto en el contexto español, generalmente estamos hablando del mismo material. De hecho, al contratar una empresa para la retirada de la uralita, es lo mismo que contratar una empresa para la retirada de amianto. No hay diferencia en el servicio prestado, ya que ambos términos se utilizan para describir el mismo material y las mismas preocupaciones de salud asociadas con él.

Es cierto que en los últimos tiempos han surgido variedades de uralita que no contienen amianto. Sin embargo, estas versiones sin amianto suelen ser identificadas por otros nombres, como «uralita de fibra de vidrio«, para distinguirlas de aquellas que contienen amianto. En consecuencia, cuando se menciona «uralita» en el contexto de la construcción y la salud pública en España, generalmente se refiere a la variedad que contiene amianto. Esto es así.

La uralita y el amianto es practicamente lo mismo

¿Cuándo se empezó a usar la uralita en España?

La introducción de la uralita en España marca un capítulo importante en la historia de la construcción del país. Su uso comenzó a tomar fuerza a partir de la década de 1940, cuando se descubrió que la adición de fibras de amianto al cemento podía mejorar significativamente su resistencia y durabilidad. Fue durante esta época cuando surgieron los primeros productos de uralita y su fabricación se inició a gran escala.

La empresa más destacada en la fabricación de uralita en España fue Uralita S.L., la cual desempeñó un papel crucial en la popularización de este material en el mercado nacional y, con el tiempo en el internacional también. Con el respaldo de la tecnología emergente y una creciente demanda en el sector de la construcción, la producción de uralita experimentó un notable aumento.

Desde los años 1960 hasta el año 2002, la uralita se convirtió en un elemento omnipresente en la construcción española. Estos años coincidieron con un auge en la actividad constructiva, con la expansión urbana y la construcción de viviendas y edificios industriales en todo el país. Como resultado, la presencia de tejados y estructuras fabricadas con uralita se extendió ampliamente.

Desde los años 50 y 60 la uralita empezó a usarse más

Sin embargo, en el año 2002, España promulgó una legislación que prohibía el uso del amianto debido a sus peligros para la salud. Esta medida marcó el fin de una era en la que la uralita era un material de construcción común. Aunque la prohibición se implementó para proteger la salud pública, dejó un legado de estructuras que aún contienen uralita con amianto. Estas estructuras ahora mismo son las que representan un desafío para la seguridad y el medio ambiente.

Dado que la mayoría de las viviendas construidas durante este período de auge de la construcción aún están en uso en la actualidad, las posibilidades de que contengan uralita son considerablemente altas. Esto subraya la importancia de la conciencia pública sobre los riesgos asociados con la presencia de uralita con amianto y la necesidad de tomar medidas adecuadas para su identificación y retirada segura.

La historia de la fabrica de Uralita S.L. en España

Fundada en 1907, Uralita S.L. se estableció como una empresa líder en la fabricación de productos de amianto y cemento en España, bajo la dirección de la familia March. Durante décadas, la empresa experimentó un crecimiento constante. Expandió sus operaciones a nivel nacional, estableciendo fábricas en importantes centros industriales como Madrid, Barcelona y Valencia. Aunque no era la única empresa que realizaba materiales con amianto, Uralita S.L. se destacaba notablemente por su tamaño, alcance y dominio en el mercado.

A nivel nacional, Uralita S.L. ocupó un lugar destacado en términos de facturación, figurando entre las empresas más ricas de España. Su influencia en la industria de la construcción se reflejaba en su significativa participación en el mercado y su amplia red de distribución a lo largo del país. Además, Uralita S.L. era responsable de una parte considerable de las exportaciones de materiales de construcción de España, lo que demostraba su importancia en el ámbito internacional.

Sin embargo, a pesar de su éxito económico, la empresa también enfrentó críticas y litigios relacionados con las condiciones laborales de sus trabajadores y la seguridad en el lugar de trabajo. La exposición y los riesgos para la salud asociados con la uralita fueron motivo de preocupación y generaron demandas judiciales por parte de empleados afectados.

Fabrica de Uralita S.L. en España

Tras la prohibición del amianto en España en 2002, Uralita S.L. se vio obligada a enfrentar nuevos desafíos. La empresa se reestructuró y cambió de nombre a Coemac en un esfuerzo por rehabilitar su imagen y adaptarse a las nuevas regulaciones. Ahora continúa operando en el mercado español, centrándose en la producción y distribución de una amplia gama de materiales de construcción. Aun así su legado está marcado por los desafíos y controversias relacionados con su pasado.

¿Cómo saber si mi uralita tiene amianto?

La uralita con amianto ha sido ampliamente utilizada en una variedad de estructuras en España, desde los tejados de edificios y casas hasta naves industriales y pequeños cobertizos. Sin embargo, identificar si tu tejado está hecho de uralita con amianto puede ser crucial para garantizar la seguridad de tu hogar y la salud de quienes lo habitan. Una de las formas más sencillas de identificar la presencia de uralita es observarla desde la distancia y a simple vista. La uralita suele ser ondulada y de color gris, similar al cemento. Con el paso de los años y el deterioro, pueden aparecer manchas blancas o la superficie puede mostrar colores irregulares dentro del gris original.

Además, si las placas onduladas fueron instaladas antes del año 2002, cuando se prohibió el uso del amianto en España, hay una alta probabilidad de que contengan amianto. Esto se debe a que el uso de amianto en materiales de construcción era común antes de esta fecha.

Aprende a recocer si la uralita tiene amianto

Existen otros materiales comunes que no contienen amianto y que pueden ayudarte a identificar si tu tejado no está hecho de uralita. Por ejemplo, las chapas de metal suelen ser visiblemente metálicas. Y las tejas de cerámica están dispuestas una encima de la otra y no suelen tener el color característico del cemento. Ojo muchas veces nos han llaman para quitar uralita y luego resulta que la han confundido con estos otros dos materiales.

Sin embargo, la mejor manera de confirmar si tu tejado contiene uralita con amianto es contactar a una empresa especializada, como la nuestra en dMol. Realizamos reconocimientos, análisis y estamos autorizados para llevar a cabo la retirada de este material de forma segura y legal. Tu seguridad y tranquilidad son nuestra prioridad. De todas formas te dejamos este post para que sepas reconocer mejor la uralita con amianto de tu casa.

¿Dónde se encuentra la uralita en un edificio?

La asociación más común que se hace con la uralita es la de los tejados ondulados, y es cierto que su presencia es habitual en este tipo de estructuras. Sin embargo, es importante tener en cuenta que los materiales que contienen amianto pueden encontrarse en diversas partes de un edificio, no solo en los tejados.

Hay uralita en tejados, tuberías, bajantes, etc

Vamos a dejar de lado los tejados de uralita con amianto, ya que es donde normalmente se encuentra la uralita y es por todos conocidos. Otros lugares menos comunes dentro de un edificio donde es posible encontrar uralita o materiales que contienen amianto son estos:

  • Tuberías y bajantes: Las tuberías de agua y las bajantes de desagüe son áreas donde el amianto solía ser comúnmente utilizado debido a su resistencia y durabilidad.
  • Canalizaciones de agua: Las canalizaciones de agua también pueden contener materiales que contienen amianto, especialmente en edificios más antiguos.
  • Aislamientos: El amianto se utilizaba ampliamente como material de aislamiento en paredes, techos y suelos, por lo que es posible encontrarlo en estas áreas.
  • Baldosas de suelos: En el pasado, las baldosas de suelo fabricadas con amianto eran populares debido a su resistencia al fuego y su durabilidad.
  • Conductos en garajes: Los conductos de ventilación y otras instalaciones de tuberías en garajes pueden contener materiales que contienen amianto.

Además de estas áreas comunes, el amianto se ha utilizado en aplicaciones más inusuales, como en los sistemas de frenado del metro de Madrid. También se usó incluso en trajes de bomberos debido a sus propiedades ignífugas. Sin embargo, estas prácticas han sido prohibidas debido a los riesgos para la salud asociados con la exposición al amianto.

¿Qué peligros tiene la uralita para la salud de las personas?

El peligro asociado a la uralita con amianto se ha reconocido desde los años 70 en Estados Unidos. Fue en estos años cuando los primeros estudios comenzaron a relacionar a los trabajadores de las fábricas y la industria de la construcción con ciertas enfermedades. Aunque se han implementado medidas para controlar su uso, no fue hasta hace apenas dos décadas que se prohibió su utilización en España.

Inicialmente, las enfermedades relacionadas con el amianto se observaban principalmente en trabajadores que estuvieron expuestos directamente al material. Sin embargo, con el paso de los años, el amianto presente en las edificaciones ha comenzado a representar un riesgo también para sus residentes.

El mayor peligro del amianto surge cuando se encuentra en mal estado. Con el tiempo, la uralita se desgasta y su estado empeora. Cuando esto ocurre, las fibras de amianto pueden ser liberadas al aire, ya sea por la acción del viento o durante la manipulación del material. Estas fibras, que son microscópicas, pueden ser inhaladas y representar un grave riesgo para la salud.

La uralita es peligrosa para las personas

Es importante destacar que el proceso de contaminación por amianto puede ser silencioso y progresivo. Las enfermedades relacionadas con el amianto que provoca pueden tardar décadas en desarrollarse después de la exposición inicial al material.

Es alentador observar que cada vez se están implementando más medidas para abordar los riesgos asociados con el amianto. La creciente conciencia sobre los peligros para la salud y el aumento en el número de personas afectadas están impulsando la adopción de políticas y regulaciones más estrictas. Ahora mismo se tiene mucho cuidado en materia de seguridad dentro de la construcción y gestión de materiales que contienen amianto.

Enfermedades que provoca la uralita

La exposición prolongada a las fibras de amianto presentes en la uralita puede dar lugar a diversas enfermedades graves. Estas enfermedades suelen desarrollarse después de años, e incluso décadas, de inhalación de las fibras y pueden tener consecuencias devastadoras para la salud. Algunas de las enfermedades asociadas con la exposición al amianto incluyen:

  • Asbestosis: Es una enfermedad pulmonar crónica que se desarrolla debido a la inhalación de fibras de amianto. Provoca una cicatrización progresiva del tejido pulmonar, lo que dificulta la respiración y puede causar insuficiencia respiratoria.
  • Cáncer de pulmón: La exposición al amianto aumenta el riesgo de desarrollar cáncer de pulmón, especialmente en fumadores. Este tipo de cáncer se forma en los tejidos pulmonares y puede ser agresivo y potencialmente mortal.
  • Mesotelioma: Es un cáncer raro pero agresivo que afecta a las células que recubren los órganos internos, como los pulmones, el corazón o el abdomen. La inhalación de fibras de amianto es la principal causa de mesotelioma.
  • Cáncer de laringe y de ovario: La exposición al amianto también se ha relacionado con un mayor riesgo de desarrollar cáncer de laringe y cáncer de ovario en mujeres.
  • Placas pleurales y derrame pleural: La inhalación de fibras de amianto puede causar la formación de placas pleurales en la membrana que recubre los pulmones. Además, puede provocar acumulación de líquido en el espacio pleural, conocido como derrame pleural, lo que dificulta la respiración.

Estas enfermedades pueden tener un impacto significativo en la calidad de vida de las personas afectadas y, en muchos casos, pueden ser mortales. Es fundamental tomar medidas para prevenir la exposición al amianto y buscar atención médica adecuada. Si se sospecha de una exposición pasada o presente a este material debe ir al médico.

Las enfermedades que provoca la uralita son pulmonares

Uralita en estado friable o no friable ¿Cuál es más peligrosa?

Es importante entender las diferencias entre la uralita en estado friable y no friable para comprender los riesgos asociados con cada una. La uralita en estado friable se refiere a aquella que está deteriorada y se desmorona fácilmente, liberando fibras de amianto al aire. Por otro lado, la uralita en estado no friable está en mejor estado y no se descompone con tanta facilidad.

La uralita en estado friable es más peligrosa debido a que las condiciones extremas o el paso del tiempo la han deteriorado, lo que facilita la liberación de fibras de amianto al aire. Es importante destacar que la vida útil de la uralita que se encuentra en el exterior es de aproximadamente 30 años. Por lo tanto prácticamente todos los tejados de uralita en España se encuentran en estado friable, ya que han superado este período.

Aunque la uralita en estado no friable no libera tantas partículas al aire, sigue siendo peligrosa y debe ser retirada de manera segura. En dMol, entendemos la importancia de conocer en qué estado se encuentra la uralita si un cliente desea que la retiremos. Las medidas de seguridad necesarias varían dependiendo de si la uralita está en estado friable o no friable, siendo mucho más rigurosas en el primer caso.

Es importante tener en cuenta que si estás considerando la eliminación de la uralita de tu propiedad y se encuentra en mal estado, el proceso de retirada puede ser más complejo y costoso. Sin embargo, la seguridad y la salud de las personas deben ser la prioridad. Si estás interesado en obtener un presupuesto para la retirada de uralita, no dudes en contactarnos. Estaremos encantados de proporcionarte toda la información necesaria sin compromiso alguno.

Diferencias entre la uralita friable y la no friable

¿Qué pasa si tengo uralita en mi propiedad?

Si has identificado que tienes uralita con amianto en tu casa, edificio, nave industrial o fábrica, es crucial tomar medidas para garantizar la seguridad de todos los implicados. La mejor opción es contactar con una empresa de retirada de uralita homologada por el RERA (Registro de Empresas con Riesgo de Amianto). Estas empresas están especializadas en la eliminación segura de uralita cuentan con el equipo y la experiencia necesarios para llevar a cabo el proceso de manera adecuada. Al contratar a una empresa homologada, puedes tener la tranquilidad de que la uralita será retirada sin comprometer tu seguridad, la de tus vecinos ni el medio ambiente.

Es importante comprender que, aunque pueda parecer que no pasa nada al convivir con uralita, los riesgos para la salud son significativos y pueden manifestarse años después de la exposición. Dependiendo del estado de la uralita, ya sea en buen estado o deteriorada, la cantidad de fibras de amianto liberadas puede variar, lo que impactará en el riesgo para la salud a largo plazo.

No subestimes los peligros de la exposición al amianto. Las consecuencias pueden ser graves y potencialmente mortales. Actuar con prontitud para eliminar la uralita de tu propiedad es fundamental para proteger la salud de quienes la habitan y garantizar un entorno seguro para todos.

La uralita con amianto de tu casa puede ser peligrosa

¿Estoy obligado a quitar la uralita?

En España, en la mayoría de los casos, existe una obligación legal de retirar la uralita. Esta obligación se debe a varias razones:

  • Superación de la vida útil: Según la normativa, estás obligado a retirar la uralita si ha superado su vida útil, que suele ser de alrededor de 30 años. Dado que la uralita con amianto se prohibió en 2002, la mayoría de los tejados de este material en España han superado ampliamente su vida útil.
  • Mal estado o estado friable: Incluso si la uralita no ha superado su vida útil, estás obligado a retirarla si se encuentra en mal estado o en estado friable. Esto se debe a que representa un peligro real para la salud debido a la liberación de fibras de amianto al aire.
  • Instalación después de 2002: Si la uralita fue instalada después del año 2002, estás obligado a retirarla, ya que su uso fue prohibido en esa fecha y su instalación posterior sería ilegal.

Es importante cumplir con estas obligaciones legales para garantizar la seguridad y el bienestar de todos los implicados. La exposición al amianto puede tener consecuencias graves para la salud a largo plazo, por lo que es fundamental tomar medidas para eliminar la uralita de manera segura y adecuada. Si tienes dudas sobre si estás obligado a retirar la uralita, es recomendable consultar con expertos en la materia.

Estas obligado a quitar la uralita de los edificios

Normativa española con respecto a la uralita

La regulación en torno al uso y comercialización del amianto en España ha evolucionado significativamente a lo largo de los años. La creciente conciencia sobre los riesgos para la salud y el medio ambiente asociados con esta sustancia. Desde los primeros pasos dados en la década de 1980 hasta ahora, la normativa española ha buscado mejorar. Se intenta desde entonces proteger a los trabajadores, la población y el entorno de los peligros del amianto. Aunque todavía es insuficiente ya que queda mucha uralita en los edificios. En este apartado, exploraremos las principales leyes y decretos que han moldeado el marco legal en torno a la uralita en España:

Estas son las leyes que existen en España sobre el amianto
  • Real Decreto 1406/1989: Este decreto estableció las primeras limitaciones a la comercialización y uso del amianto en España, marcando un punto de inflexión en la conciencia sobre sus peligros. Aunque no lo prohibió, sentó las bases para futuras regulaciones más estrictas.
  • Real Decreto 108/1991: Enfocado en la prevención de la contaminación ambiental por amianto, este decreto amplió las restricciones y estableció medidas para proteger al medio ambiente.
  • Orden Ministerial del 30 de diciembre de 1993: Modificó la normativa anterior para restringir aún más el uso y comercialización del amianto, reconociendo los crecientes riesgos para la salud asociados con esta sustancia.
  • Real Decreto Legislativo 5/2000: Define las sanciones por la retirada sin permiso de materiales con amianto, estableciendo un marco legal claro para hacer cumplir los procesos de retirada y gestión de residuos.
  • Orden de 7 de diciembre de 2001: Estableció la prohibición del uso y comercialización del amianto y productos que lo contengan desde 2002, con excepciones para materiales instalados antes de esa fecha.
  • Real Decreto 396/2006: Establece disposiciones de seguridad para trabajos con riesgo de exposición al amianto, prohibiendo la retirada sin registro en el RERA, que autoriza a empresas homologadas.
  • Ley 7/2022: Impone plazos para la retirada del amianto en instalaciones y emplazamientos públicos, reflejando el compromiso continuo con su eliminación progresiva, con fecha límite en 2028.

Uralita y su prohibición en España

Aunque se implementaron restricciones y medidas regulatorias desde la década de los 80, no fue hasta el año 2002 que España finalmente prohibió la fabricación y uso de materiales, marcando un hito significativo en la protección contra sus peligros.

Sin embargo, la prohibición no implicó la inmediata eliminación de la uralita existente en las construcciones. Las edificaciones que ya contaban con este material no estaban obligadas a retirarlo de inmediato, sino que podían mantenerlo hasta que superara su vida útil de aproximadamente 30 años o alcanzara un estado de deterioro grave que lo hiciera especialmente peligroso.

Con el tiempo, y a medida que la conciencia sobre los riesgos del amianto se ha intensificado, ha surgido una creciente demanda para la retirada de la uralita de las propiedades. Dado que la mayoría de estas estructuras ya han superado su vida útil, la urgencia por eliminar la uralita se ha vuelto más apremiante que nunca. Este cambio en la percepción y comprensión del peligro asociado con la uralita ha llevado a una mayor conciencia pública. Los últimos años se esta aumento los esfuerzos por garantizar entornos seguros y libres de amianto.

La uralita se prohibió en España en el 2002

La Unión Europea se ha propuesto la eliminación del amianto de todos los edificios públicos para el año 2028. Sin embargo, en España, este objetivo parece complicado de alcanzar, ya que la mayoría de las comunidades autónomas aún no han iniciado los trabajos de retirada. Por no hace no han realizado ni un censo de amianto para determinar qué edificios contienen uralita y cuáles no. Parece improbable que se cumpla esta meta antes del 2028, pero parece que en algunos casos ya se están asentado las bases poco a poco para su eliminación.

¿Quién puede quitar la uralita en España?

En España, la manipulación, eliminación y transporte de amianto está estrictamente regulado. Solo las empresas que forman parte del Registro de Empresas con Riesgo de Amianto (RERA) tienen la autorización para llevar a cabo estas tareas. Esta medida se estableció en el Real Decreto 396/2006 como una medida de seguridad. La idea es prevenir la mala manipulación, el reciclaje inadecuado y la eliminación inapropiada de este material peligroso, dada su conocida toxicidad.

El incumplimiento de estas regulaciones puede resultar en sanciones graves. El SEPRONA es la autoridad encargada de imponer multas a aquellas personas o empresas que manipulen o retiren uralita si no pertenecen al RERA. Si deseas conocer más sobre las multas asociadas con la eliminación no autorizada de uralita, te invitamos a consultar el enlace adjunto para obtener información detallada al respecto.

En España solo las empresas del RERA pueden retirar uralita

Empresas homologadas por el RERA

En España, las empresas que forman parte del RERA son las únicas autorizadas para llevar a cabo la manipulación y eliminación de uralita con amianto sin enfrentar sanciones legales. Estas empresas están debidamente capacitadas y equipadas para garantizar la seguridad durante todo el proceso de retirada. Se busca que se tomen las medidas de seguridad establecidas y que todo se realice con el máximo cuidado para evitar cualquier riesgo para los vecinos, residentes o trabajadores.

Además, estas empresas poseen el conocimiento técnico para encapsular adecuadamente el amianto, transportarlo de manera segura y llevarlo a vertederos autorizados para su disposición final. Confiar en una empresa del RERA garantiza un manejo adecuado y seguro de la uralita con amianto, protegiendo tanto la salud pública como el medio ambiente. Si deseas obtener más información sobre que empresas están autorizadas por el RERA, te invitamos a hacer clic en el siguiente enlace: Pincha aquí.

Por ejemplo en dMol pertenecemos al RERA con el número 2800359 y podemos darte un presupuesto sin compromiso si estas interesado en retirar la uralita de tu propiedad.

En dMol somos una empresa que pertenece al RERA

Un particular no puede quitar la uralita

En ningún caso un particular está autorizado para retirar la uralita por sí mismo. En España, esta práctica está estrictamente prohibida debido a los graves riesgos para la salud que implica. Manipular la uralita sin el equipo adecuado puede comprometer seriamente la salud del individuo expuesto. Y no solo eso, también quienes lo rodean o viven cerca corren peligro. La liberación de fibras de amianto durante la manipulación es muy alta.

Desde dMol, enfatizamos la importancia de no intentar retirar la uralita por cuenta propia. No solo lo decimos por las posibles multas que podrían imponerte, sino principalmente por razones de salud. Incluso las empresas de construcción que no pertenecen al RERA no están autorizadas para realizar esta tarea.

Además, los vertederos no aceptarán residuos de amianto si no son llevados por una empresa homologada. Es por esto que al final estos materiales se acumulan en lugares inapropiados como zanjas, descampados o áreas naturales, con consecuencias ambientales potencialmente graves. Es fundamental respetar las regulaciones y dejar esta tarea en manos de profesionales para garantizar la seguridad y protección de todos.

¿El proceso de retirada de uralita con amianto es seguro?

La seguridad durante el proceso de retirada de uralita con amianto es de suma importancia y depende en gran medida de la contratación de una empresa especializada y homologada por el RERA, como la nuestra.

Nuestros técnicos están capacitados para identificar correctamente la presencia de uralita con amianto y elaborar el Plan de Amianto obligatorio por ley, el cual debe ser aprobado por las autoridades competentes de cada comunidad autónoma. Este plan detalla todas las medidas y procedimientos que se seguirán durante la retirada de la uralita, garantizando la seguridad de todos los involucrados.

Disponemos de personal altamente cualificado para llevar a cabo la retirada de manera segura, utilizando equipos especializados que protegen tanto a nuestros trabajadores como al cliente. Una vez que se ha retirado la uralita, sabemos cómo encapsularla en bolsas especiales y herméticas para su posterior transporte al vertedero oficial de amianto más cercano.

Nos comprometemos a seguir cada paso del proceso con extrema precaución y profesionalismo para evitar la liberación de fibras contaminantes al aire y garantizar un resultado seguro y sin complicaciones.

El proceso que realizamos es siguiendo la normativa

Medidas de seguridad para quitar uralita

Para garantizar la seguridad de nuestros trabajadores durante la retirada de uralita con amianto, implementamos rigurosas medidas de protección. Utilizamos equipos de protección individual (EPI) completos, que incluyen mascarillas, trajes especiales y guantes, diseñados para cubrir completamente el cuerpo y evitar la inhalación de las peligrosas fibras de amianto.

Después de cada trabajo, aplicamos procedimientos de descontaminación utilizando cámaras especiales. En estas cámaras nuestros trabajadores se duchan para eliminar cualquier residuo de fibras de amianto que puedan haber quedado en sus trajes. Este paso es fundamental para evitar la propagación de estas fibras a otras áreas.

En casos donde el amianto se encuentra en estado friable, podemos establecer barreras que aíslen la zona de trabajo para evitar la dispersión de las fibras microscópicas. Es importante destacar que las medidas de seguridad son aún más estrictas cuando la uralita se encuentra en mal estado, ya que aumenta el riesgo de liberación de fibras.

Nuestros trabajadores toman todas las medidas de seguridad

Además, antes de iniciar cualquier trabajo, realizamos una exhaustiva planificación para evitar imprevistos. En un sector donde se manipulan materiales contaminantes como el amianto, la improvisación no tiene cabida. Priorizamos la seguridad y la precisión en cada paso del proceso de retirada de uralita.

Donde tirar la uralita: Vertederos oficiales

No cualquier vertedero está autorizado para recibir uralita con amianto. Para este tipo de material existen vertederos oficiales, especialmente habilitados y certificados para su eliminación de acuerdo con la normativa correspondiente. Sin embargo, en España, estos vertederos especializados no son abundantes.

Algunas comunidades autónomas, como Murcia, Aragón, Navarra, La Rioja, Asturias, Cantabria y otras muchas carecen incluso de vertederos habilitados para este fin. Aquellas regiones que sí cuentan con vertederos para materiales con amianto, generalmente tienen una cantidad limitada, con uno, dos o máximo tres vertederos disponibles.

La uralita hay que llevarla a vertederos oficiales de amianto

Por lo tanto, para nosotros el coste del transporte de la uralita puede aumentar considerablemente en función de la distancia al vertedero más cercano. Por ejemplo, cuando quitamos uralita en Madrid, donde solo hay un vertedero autorizado, como Sertego, el transporte de la uralita debe dirigirse a este único lugar, lo que puede representar un desafío logístico considerable en una región densamente poblada.

Es importante destacar que un particular o empresa que no forme parte del RERA no puede transportar legalmente uralita con amianto. Además, los vertederos oficiales no aceptarán este material si no es gestionado por una empresa autorizada. Si no se contrata a una empresa especializada, la eliminación de la uralita puede realizarse de manera ilegal, con consecuencias medioambientales adversas.

¿Qué precio tiene quitar uralita de un edificio o casa?

El precio de eliminar la uralita de tu propiedad depende de tres factores principales:

  • Plan de Amianto: Este es un permiso legal obligatorio que describe el proceso de eliminación y debe ser aprobado por las autoridades pertinentes de la comunidad autónoma. El precio varía según el tipo de plan requerido. Un Plan de Amianto Genérico puede costar entre 300€ y 600€, mientras que un Plan de Amianto Específico puede oscilar entre 500€ y 800€.

  • Retirada de la uralita: Este coste implica llevar a cabo la retirada por parte de personal especializado, con todas las medidas de seguridad y equipos necesarios. El precio de la retirada varía según el estado de conservación de la uralita, su ubicación, accesibilidad y otros factores. Generalmente, oscila entre 10€ y 20€ por metro cuadrado de uralita a quitar.

  • Gestión y traslado de residuos: Una vez retirada, la uralita debe ser transportada a un vertedero autorizado. Dado que hay pocos vertederos habilitados para recibir este tipo de residuos en España, el transporte y la tarifa de vertido pueden costar entre 5€ y 15€ por metro cuadrado.

En dMol, ofrecemos una economía de escala: cuanto más amianto haya que retirar, más económico será el precio por metro cuadrado. Proporcionamos presupuestos sin compromiso. No tienes nada que perder al preguntarnos, y si estás satisfecho con el precio, podrás solucionar un problema importante para tu salud futura.

Subvenciones en España para retirar uralita

En España, la disponibilidad de subvenciones para retirar uralita varía según la decisión de cada comunidad autónoma. Por lo general, no se ofrecen, aunque algunas regiones como Cataluña o Canarias otorgaron subvenciones el año pasado. Te dejamos aquí otro artículo nuestro donde hablamos de las subvenciones en España para quitar uralita en 2024.

Los plazos para solicitar estas subvenciones suelen abrirse cada año alrededor de abril o mayo, con un período de solicitud que suele extenderse durante un par de meses. Por lo general, se requiere que el solicitante haya contactado previamente a una empresa homologada por el RERA. Estas empresas deben elaborarles un Plan de Amianto y además son las únicas en España autorizadas para hacerlo. Además no cubre la totalidad de la obra, si no que una pequeña parte.

Es importante destacar que, en términos generales, las subvenciones para la retirada de uralita son escasas, lo cual resulta sorprendente para dMol, ya que los riesgos asociados con la presencia de uralita son bien conocidos y pueden afectar seriamente a la salud de las personas.

Empresas especializadas en la retirada de uralita

En respuesta a las preocupaciones de salud pública y la creciente demanda de retirar la uralita de las propiedades, han surgido en la última década empresas especializadas en este servicio. Dadas las dificultades y los riesgos asociados, estas empresas están homologadas por el gobierno y son las únicas autorizadas en España para llevar a cabo la retirada del amianto.

Estas empresas cuentan con personal capacitado que ha recibido formación especializada y actualizada en el manejo seguro de este material. Están equipadas con los conocimientos y la experiencia necesarios para realizar el trabajo de manera eficiente y segura.

Para asegurarte de contratar una empresa autorizada, es importante verificar si está registrada en el RERA. En dMol, por ejemplo, estamos homologados por el RERA y contamos con una amplia experiencia en la retirada de uralita de viviendas y edificaciones. No dudes en contactarnos y solicitar un presupuesto sin compromiso.

Contacta con nosotros si necesitas hacer una retirada de uralita

Alternativas para sustituir la uralita con amianto de una estructura

Desde la prohibición de la uralita en España en 2002, las empresas del sector de la construcción y la fabricación han tenido que buscar alternativas seguras y eficientes para sustituir este material en las estructuras. A continuación, presentamos algunas de las alternativas más comunes:

  • Panel sándwich: Esta es una de las alternativas más populares debido a su excelente relación calidad-precio y sus propiedades aislantes. Consiste en un panel prefabricado compuesto por dos capas de material resistente, como acero galvanizado, aluminio o PVC, con un núcleo aislante de poliuretano o poliestireno expandido. Estos paneles son livianos, fáciles de instalar y ofrecen una excelente resistencia a las condiciones climáticas adversas. Además, proporcionan un buen aislamiento térmico y acústico, lo que los convierte en una opción versátil para la sustitución de la uralita.

  • Placas solares: Esta alternativa se está volviendo cada vez más popular debido a su capacidad para generar energía renovable y reducir el impacto ambiental. Al instalar placas solares en el tejado, no solo se reemplaza la uralita con amianto, sino que también se aprovecha el espacio para producir electricidad limpia. Aunque el costo inicial puede ser más alto que otras opciones, a largo plazo, las placas solares pueden generar ahorros significativos en la factura de energía y contribuir a la sostenibilidad ambiental.

  • Cubierta de chapa de metal: Esta es una solución más económica pero menos duradera y menos recomendable a largo plazo. Consiste en colocar láminas de chapa de metal sobre la uralita existente para protegerla y evitar la liberación de fibras de amianto. Sin embargo, esta opción puede resultar temporal, ya que eventualmente la uralita tendrá que ser retirada por completo. Además, la chapa de metal puede requerir mantenimiento periódico y no ofrece las mismas propiedades de aislamiento que otras alternativas.

En resumen, las alternativas para sustituir la uralita con amianto son diversas y dependen de las necesidades específicas de cada proyecto. El panel sándwich ofrece una solución económica y eficiente, las placas solares proporcionan beneficios a largo plazo en términos de sostenibilidad y ahorro energético, mientras que la cubierta de chapa de metal puede ser una opción más económica pero menos duradera. Es importante evaluar cuidadosamente cada opción y consultar con profesionales del sector para tomar la decisión más adecuada.

Apúntate a nuestra newsletter sobre amianto

Últimos posts publicados:

Post sobre amianto

En dMol, somos una empresa experta en retirada de amianto, uralita y fibrocemento. Tenemos gran experiencia y profesionalidad.

¡Contacta ya mismo y obtén tu presupuesto sin compromiso!

Pide presupuesto si necesitas retirar amianto y uralita

Solicita consulta y presupuesto para demolición o retirada de amianto

¡Pídenos presupuesto para retirar amianto, uralita y fibrocemento!

Rellena el formulario y una de nuestros técnicos se pondrá en contacto para poder entregarle un presupuesto personalizado sin compromiso

Abrir chat
1
dMol - Demoliciones y Amianto
¿Tienes dudas o quieres pedir un presupuesto? Abre el chat de WhatsApp y contáctanos